Mapa de riesgos en América Latina

Autor Congresistas
751 Vistas

2023 se ofrece en América Latina como un territorio tempestuoso. Se advierte de la presencia de riesgos políticos y las razones se explican dentro del contexto de la reconfiguración producida por las elecciones que han tenido lugar en Brasil, Chile, Perú, Bolivia, Argentina entre 2021-2022 con gobiernos progresistas de izquierda.

Cinco de las principales economías del continente que han sido reconocidos en la últimas décadas como integrantes de los llamados países emergentes y que conjuntamente con China, Rusia, Sudáfrica, India, Colombia, Brasil, México representaron importantes alternativas de crecimiento económico que hoy se desvanecen por una profunda recesión. En relevante análisis realizado por connotados especialistas tanto económicos, sociales y políticos, América Latina deja de ser un enigma pero no el laberinto en el cual nos encontramos con que los cálculos de las posibilidades de un crecimiento económico sea del 1.3%, elevada inflación, recesión económica y tensiones sociales con la amenaza de conflicto.

Las claves

América Latina envía señales de que se viven secuencias de elementos que apuntan al debilitamiento regional en una suerte de conjunción de países que hace sólo unos año se consideraron dirigidos a un crecimiento significativo y prometedor de una promisoria región.

A la fecha se continúa a escena las predicciones del Banco Mundial (BM), del Fondo Monetario Internacional (FMI), Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) que no destacan por su optimistas cifras de crecimiento para los países de la región que se proyecta en el horizonte una segunda década perdida, encerrada en cálculos de un máximo crecimiento del 1.3%.

Ante un horizonte de crecimiento tan precario y preocupante se agregan los registros sobre el aumento del crecimiento del 30% de la pobreza, en donde sobresale una visión desagregada que se etiqueta extrema y clasificada como pobreza alimentaria, en salud, educación, medio ambiente y entre los que se asoman muchos elementos de desestabilización, incertidumbre y así desfilan apuntándose como factores importantes de riesgo político y sociales.

Ante el diario incierto el acontecer del continente, los nubarrones en el horizonte surgen más amenazantes como el crimen organizado, deterioros democrático, bombardeo de noticias falsas, desgaste institucional, malestar social, migración, inflación, elevación del precio de productos alimentarios, riesgos alimentarios originados por la guerra, incremento de la violencia, la pérdida de la competitividad, incremento de los ataques cibernéticos.

Al análisis

El tercer ejercicio del Informe “Riesgo Político América Latina” elaborado por expertos en los que destaca Daniel Zovatto, quien ha estado al cargo de su presentación, nos presenta un panorama regional que nos da los trazos de cómo la pandemia del Corona Virus Sar Cov 2 azotó con enorme fuerza a Latinoamérica, y nos plantea de que a pesar de sólo representar el 9% de la población del mundo, nuestros países concentraron un tercio de los decesos mundiales.

2023 se registra en el Informe como una complejo desafío que a la par de sus conflictos internos enfrentará un contexto internacional volátil e incierto. De desaceleración económica con sus impactos en la condición financiera apuntalada en condiciones de mayor restricción y las condiciones de una inflación de niveles elevados y baste decir con impactos en los bolsillos de los grupos más desprotegidos.

La anemia da el tono de que el ánimo que privará en la región entre su población y las dirigencias se ubica en el contexto de un ambiente ocasionada por una larga pandemia repercutiendo en el retroceso social y el incremento de la población en pobreza, alimentación, salud, educación, precariedad de empleo y condiciones de violencia.

En cuanto a la democracia y las tensiones, otra pista es la agenda electoral Latinoamericana. En ella se registran tres elecciones presidenciales: Guatemala, Argentina y Paragua. En el caso de México la renovación de dos gubernaturas, la del Estado de México, con el padrón electoral más grandes del país y el Presupuesto de gobierno más amplio del país y además con una clase político que por más de siete décadas ha gobernado la entidad. En el caso del del Estado de Coahuila, se ubica una entidad del norte, que por los resultados de gobierno permanece bajo el dominio del PRI y no presenta condiciones para el acceso de Morena que se viene fortaleciendo como un exitoso partido oficial.

En el panorama electoral estas dos elecciones son el umbral de los comicios para elegir Presidente de la República el Congreso Federal con sus dos cámara y una serie de elecciones locales entre las que van gubernaturas, congresos locales y presidencias municipales en las que se intenta proyectar un nuevo régimen de gobierno que es la 4T.

En las elecciones del Estado de México parece quedar la clave sobre el futuro del PRI, partido que por décadas en México controló el poder político.

México se adentra hacia el quinto año del gobierno del presidente López Obrador, gestión que se puede definir de agitada con elementos e instrumentos que han contribuido a la percepción de la concentración del poder y por un retroceso democrático, creciente polarización, propuestas autoritarias, riesgos sociales, desdibujados de resultados económicos, de seguridad pública, en materia de corrupción de los que seguramente se hablaran en los procesos electorales que auguran una lucha encarnizada.

Pie de página

El Tercer Informe de Riegos, se ofrece como una interesante presentación de datos para configurar una nueva agenda y radiografía sobre las condiciones de la región. El escaneo de precisión de los resultados de los gobiernos con el uso de criterios y nuevas tecnologías que ofrecen sus ventajas para el estudio de un campo de cultivo de frustraciones que se van fortaleciendo por la falta de salidas hacia la gobernanza democrática que se tradujo en el uso equitativo de procedimientos y herramientas que hoy sufren de intentos de cooptación y que presagia la reaparición de los viejos usos electorales. Hoy vigorizados con nuevas tecnologías que incluyen la posibilidad de la compra de votos vía digital, formulación de padrones, capacitación, de eficaces métodos de la era de la digitalización.

Geografía del Informe

Desde México hasta la punta del continente que forman Chile y Argentina, Latinoamerica aparece ligada al universo del narcotráfico. Valles y montañas lucen las siembra de marihuana, opio, cocaína, cultivos vinculadas con instituciones judiciales que no han logrado sacudirse de la penetración de altos índices de corrupción y criminalidad, todos factores de los que el Informe concluye que las percepciones de inseguridad e impunidad aumenta.

Un vistazo a los datos del Informe sobre los retrocesos democráticos. Los datos son demoledores cuando se concluye que países como Cuba, Nicaragua, Venezuela y Haití, se definen en condiciones de ser Estados fallidos. En el extremo de la escala se ubica a Uruguay, como una de las democracias mejor en Latinoamérica.

Entre las alertas está el hecho de que se advierte que la democracia está en asedio, el documento resulta una travesía muy interesante y reveladora de los cambios operados en las sociedades que se antojan irreversibles.

Artículos Relacionados