¿Ausencia del secretario de Hacienda?

Autor Congresistas
380 Vistas

Estamos a seis meses de la aparición de la primera víctima del coronavirus SARS-CoV-2, a más de 60 mil mexicanos fallecidos por el contagio, a una distancia de más de un millón de desempleados y de las personas que han ingresado a la pobreza en condiciones de confinamiento y temor. Cabe preguntarse ¿dónde ha estado y estuvo todo ese tiempo el secretario de Hacienda, Arturo Herrera Gutiérrez, desde que inició la pandemia con la primera víctima, el 28 de febrero de 2020?

En ese contexto vinculado al II Informe del presidente Andrés Manuel López Obrador y en el camino de la discusión del Presupuesto de Egresos de la Federación 2021, no debe pasar por alto la lectura del segundo informe trimestral sobre “La Situación Económica, Finanzas Públicas y Deuda Pública”, sino, además, poner atención al reciente Informe del Banco Nacional de México.

Estamos en la historia del escenario crítico que se le presentaba al país y que apuntaba al vacío del responsable de Hacienda y de la distancia del discurso de la contracción económica. En esas circunstancias resulta necesario puntualizar si conviene que hoy los ciudadanos puedan perder la resiliencia a los números por la inclinación de mantener esa sana cercanía con los resultados de gobierno, de la economía, con el titular de Hacienda y conocer a dónde van sus impuestos, cómo se invierten los recursos públicos, pues ningún derecho humano sin financiamiento es posible y menos el derecho a saber.

Dónde encontrar al maestro Arturo Herrera Gutiérrez, titular de Hacienda y cabeza de sector, en esas situaciones de excepción y circunstancias inéditas que hoy reconoce que se igualan con la crisis que tuvo lugar en 1932 en México, a lo que agrega acompañado de una sonrisa con la que nos subraya de que hoy no tenemos “guardaditos”.

Tendencias

¿Hay política de comunicación en la SHCP como instrumento de gobernabilidad democrática, consolidación y construcción de ciudadanía? ¿Es necesaria? ¿Se responde a los derechos humanos y se aplican con las herramientas e instrumentos de rendición de cuentas y educación financiera? ¿Cómo entender la postura del responsable de las finanzas nacionales y cabeza de la economía nacional en una pandemia? ¿Qué podría esperar de la información financiera el ciudadano de a pie en tiempos de crisis y de bancarización? ¿Y qué pasó con esos “guardaditos” como herencia de los gobiernos conservadores que lograron algunos importantes ahorros para enfrentar periodos inesperados?

Mediaron algunas historias nacionales y personales con los cortes y recortes, tijeretazos y machetazos a la bolsa pública, del presupuesto público, de esto cuentan las manifestaciones de mujeres en las calles al ver violentados sus derechos, el incremento de los feminicidios, la restricción de las estancias infantiles. ¿Cuál es el relato de la forma de cómo se hace la historia presupuestal desde Hacienda y pasa por la 4T en su versión hacendaria y llega a una diversidad de ciudadanos con distintas posibilidades y necesidades?

El caso es que los derechos humanos y las garantías constitucionales sin financiamiento no deban ser letra muerta y no importe que estén consagrados en la Constitución y establecidos en las leyes secundarias y reglamentos. Habría que preguntar qué hacer con una dependencia responsable de darle rumbo al presupuesto, cuerpo a los derechos humanos y disparar el desarrollo económico nacional.

Inquietudes

Las reflexiones van y vienen y no obtienen respuestas, sino que las inquietudes y el desánimo se agudizan por la crisis y crucen por el desencanto del advenimiento de un nuevo régimen que hizo suyo en el discurso la transparencia, la austeridad, los derechos humanos, una distribución de recursos con justicia y el combate a la corrupción desde “arriba” y “barriendo las escaleras”.

Es obvio preguntarse ¿cuál ha sido la política de comunicación social de la SHCP antes, durante y después de la pandemia desde la mirada de que se trata de un derecho, una herramienta de rendición de cuentas, y una obligación de gobierno? ¿Cuál debió ser la política de comunicación de una dependencia de las primeras en entrar en una primera era que deviene del coronavirus? ¿Cómo comunicar en el marco de una clara función social y una heterogeneidad social y naturaleza técnica, política y social, en el marco de una visión de cambio de régimen?

Y en tiempos de crisis ¿cuáles fueron los criterios que prevalecieron para el combate a la sanidad, con qué inversiones y costos, desde la visión de la Secretaria de Hacienda?

Hay inquietud y derecho a saber sobre ¿cómo se dieron, con quiénes, con qué acuerdos y con qué estímulos, los planteamientos de la voluntaria paralización de la economía? ¿Cuáles fueron las razones para no emplear las medidas económicas contracíclicas? ¿Cuáles fueron las consideraciones para el diseño de los modelos de recuperación? ¿Cómo corrió la intervención de la SHCP en el marco del confinamiento, el tema de ingresos, empleo, pérdida del empleo, financiamiento, salud y derechos? ¿Cómo se decidió y atendió? ¿Cómo se gestionaron los aspectos financieros y económicos? ¿Qué medidas y cómo se dieron las participaciones de los sectores productivos?

Las estaciones

El joven secretario de Hacienda debería tener otra narrativa, no sólo debido al perfil técnico de la actividad hacendaria, sino obedeciendo al social y al político, respondiendo a la democratización de la hermenéutica que priva en la misma, en su aroma elitista y tradicionalmente sectaria en el escenario de una Cuarta Transformación y de un gobierno de izquierda que se reconoce como democrático, pero también transparente y rendidor de cuentas claras.

La importancia de la comunicación e información entre el secretario de Hacienda y los ciudadanos involucra una diversidad de medios sin exclusión y en razón de que la información es un derecho ciudadano y patrimonio público, una obligación de gobierno, pero también fluye ligada a las necesidades de gobernabilidad democrática en una pandemia cuyo contagio nos habla de la evolución o involución económica, del estado que guardan las políticas públicas de salud, empleo, educación y va también vinculada a una convivencia mucho antes de que se alcance una vacuna y el derecho universal a vacunarse.

La práctica

Herrera Gutiérrez ha disertado en sus participaciones en foros especializados en donde se ha concluido de que serán necesarios ajustes en los planes fiscales y, en ese sentido, se han pronunciado por apoyar la recuperación económica, sin presionar “excesivamente” las finanzas públicas. Ha declarado la conveniencia de la mezcla correcta de medidas fiscales, crediticias y regulatorias como las que pueden lograr la recuperación.

¿Se trata de operaciones especializadas cercanas a la comprensión de un ciudadano que sufre el confinamiento, el miedo al contagio, el secuestro de la economía informal, la captura de la formal, la pérdida de empleo, la reducción del salario, el movimiento restringido y que nunca ha experimentado tan extrema situación, y que además necesita recuperar el ánimo y renovar las esperanzas?

Los foros

En la reunión de los ministros de finanzas pertenecientes al G20, en la que participó el secretario Herrera mediante teleconferencia y de la que solicitamos un documento registro, por vía de boletín y también por los medios nos enteramos, que el G20 actuará con rapidez, individual y colectivamente, inclusive vía las instituciones financieras internacionales, a fin de mantener la estabilidad financiera contra los riesgos a corto plazo, al tiempo del fortalecimiento de la resiliencia financiera a largo plazo. Por resiliencia podemos entender un natural reforzamiento de las finanzas.

Además, advirtió que se apoyará el crecimiento, incluso mediante la promoción de flujos de capital sostenibles y el desarrollo de mercados de capital nacionales. De los mismos no hubo definición.

En otros foros el secretario ha reconocido la relevancia de la crisis por su profundidad y sus particularidades, explicando que no es una crisis derivada de algo que salió mal, sino que la crisis se origina por diseño, derivada de una pandemia a la que los gobiernos combaten mediante cierres de mecanismos de producción.

Herrera Gutiérrez se ha mostrado a favor de la apertura económica si se ofrecen medidas sanitarias adecuadas. A favor de una apertura ordenada, pausada y cuidadosa como la de la industria de la construcción, armadora, minera, y toda actividad que ha significado la recuperación del empleo. Hay quienes estiman que en el caso mexicano la apertura se dio muy rápido.

El secretario se ha referido, como guión de sus entrevistas, igualmente a la importancia del T-MEC que obligará a la reinstalación de empresas que tienen como objetivo exportar a Estados Unidos, a grandes centros de consumo y con certeza jurídica. Asimismo, ha resaltado la importancia de las obras emblemáticas del régimen como el aeropuerto de Santa Lucía y el Tren Maya como actuales generadores de empleo.

Informe trimestral

La Secretaría de Hacienda difundió el 30 de julio, el Informe sobre la situación económica en el segundo trimestre del año, titulado “La Situación Económica, Finanzas Publicas y Deuda Pública”. Nos encontramos con que las acciones de política fiscal y financieras destinadas a mitigar el impacto drástico de la contracción económica ocasionada por el COVID-19, mostró signos de mejoría parcial de la economía global y en línea con la reapertura y persistencia de la pandemia. Sin embargo, prevalece la incertidumbre ligada a la probable disponibilidad de la vacuna, al resurgimiento de las tensiones China-EEUU, la recuperación de mercados financieros y la disminución de la volatilidad originada por las acciones de los bancos centrales.

En el caso de México se muestran mejoras por la reactivación del mercado exterior y los enfoques a los sectores de la construcción, de la manufactura, la dinámica del peso, la disminución de la prima de riesgo en los bonos gubernamentales, así como la mejoría en los mercados financieros. En cuanto a la conducción de las finanzas públicas del gobierno, se afirmó que se orienta a la sustentabilidad de largo plazo y a mantener la estabilidad, pero además, registrando un superávit primario por 61 mil 196 millones de pesos y un déficit público menor al programado de 17,753 mdp.

En el informe se registra un incremento tributario de 0.1% real anual en el primer semestre en un entorno económico complejo. Se indica que en el primer semestre los ingresos no tributarios se incrementaron 65.2% por el uso de activos financieros para financiar las actividades gubernamentales sin recurrir a endeudamiento adicional. ¿Se habla sobre la emisión de bonos y sus intereses?

Y en cuanto a los recursos en hidrocarburos, se comenta que se registró la disminución de recursos petroleros en un 43.3% real anual de enero a julio y que a pesar de un aumento del 1.7% anual en la producción de petróleo debido a la caída del precio, se dio una contracción de 3.7% real.

Se comprende en el Informe, el incremento del gasto programable de la Administración Pública Centralizada de 7.8% real y la inversión física de 16.0% real anual, lo que ayuda a atender la emergencia sanitaria. ¿Esto explica que se pudo dar esa inversión debido a recortes, reasignaciones presupuestales y a reducciones?

Se registró un decrecimiento de 3.2% del gasto no programable real anual de enero a junio debido a la caída del 7.4% de las participaciones de los estados, pero además se informa que éstos han recibido 21,091 mdp del Fondo de Estabilización de los Ingresos de las Entidades Federativas (FEIEF), un aumento del gasto programable de 4.4 real. ¿No queda claro si las entidades federativas recibieron recursos para atender la pandemia?

En cuanto a la publicación de la deuda pública del gobierno federal, registró 9 billones 200 mil 79 mdp para 2020. En cuanto a la deuda del sector público, ésta se ubicó en 12 billones 335 mil 962 mdp y el Saldo Histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público (SHRFSP), registró un 68% de aumento respecto a 2019 debido a un efecto de valuación.

En el documento se reafirma que el gobierno federal reitera su compromiso con las políticas económicas fiscales y con el manejo de la deuda pública, lo que contribuye a preservar los equilibrios macroeconómicos, como medio para proteger el bienestar de los hogares mexicanos y los pilares de la actividad productiva.

Hacia la recuperación

Hay un retrato interesante de la situación económica para el segundo trimestre, en el cual se presentan signos de recuperación parcial de la economía mundial conforme se reanudan las actividades productivas. Se informa que hay un repunte en la economía norteamericana con tasas entre 1.4% y 5.4%. Han crecido las ventas de menudeo entre 18.2% y 7.5%, recuperación del empleo no agrícola en 7.5 millones, y un descenso de la tasa de desempleo a 13.3%.

Se registra un repunte de la producción industrial en la zona del euro con tasas desestacionalizadas de 12.4% y 17.8%. Respecto de China, la tasa de producción industrial mensual de 1.3%. Las ventas al menudeo presentan niveles de crecimiento del 50.9% y 54%.

En el caso de México, se presenta un panorama que registra una contracción económica del 17.3% para el primer trimestre y del 18.9% para junio, sin precedente. La cifra anterior se traduce en una diminución del 10.2% para el primer semestre con un incremento del 0.3% para el sector primario. También se observó una contracción entre 14.2% y 8.2% en los sectores secundario y terciario. No obstante de este panorama, se observó una recuperación en la producción y venta tanto de vehículos ligeros como de camionetas.

Las exportaciones petroleras, no petroleras y manufactureras mostraron una mejoría notable con el incremento mensual desestacionalizado del 49.7%, 76.9% y 83.6% respectivamente. Van los datos: las importaciones aumentaron 22.2%, y se dio un incremento de 27.2% en bienes de uso intermedio, lo que muestra las cadenas de valor de Norteamérica reflejado en el T-MEC.

Hay una recuperación del empleo en la industria de la construcción con 98 mil 53 empleos formales registrados en junio, así como el registro de 2,823 empleadores en el Instituto Mexicano del Seguro Social.

Artículos Relacionados