Entrevista con el Licenciado Pável Palacios Chávez – Valorar nuestra Áreas Protegidas

Autor [email protected]
91 Vistas

Es economista y también un apasionado de la naturaleza, es un comprometido por más de 20 años por la conservación. Pável Palacios Chávez es un hallazgo para Congresistas y para todos aquellos preocupados por la conservación de las Áreas Naturales Protegidas, a veces en litigio en medios y, pero siempre en la preocupación de los conservaduristas.

¿Quién es Pável Palacios Chávez? Destaca en la gestión para la creación de nuevas Áreas Naturales Protegidas en los Valles Centrales y Mixteca a través de las Áreas Destinadas Voluntariamente a la Conservación (ADVCs), por la gestión para la generación de los Programas de Manejo del Área de Protección de Flora y Fauna Boquerón de Tonalá, Parque Nacional Benito Juárez y Monumento Natural Yagul. Hoy nos lleva de la mano a conocer ese patrimonio natural que es nuestra herencia y con el que tenemos un compromiso de protección de siempre.

A la distancia como nos impone el riesgo al contagio que ha reforzado la observación sobre nuestra relación con la naturaleza y la ruta del desafió que representa el cambio y la sustentabilidad del desarrollo. Agradecemos al Lic. Pável Palacios Chávez, director del Área de Protección de Flora y Fauna Boquerón de Tonalá, la siguiente charla a la distancia

C: ¿Qué es una zona protegida, en que consiste la protección?

P: De acuerdo con la Ley General de Equilibrio Ecológico las Áreas Naturales Protegidas son las zonas del territorio nacional y aquéllas sobre las que la nación ejerce su soberanía y jurisdicción, en donde los ambientes originales no han sido significativamente alterados por la actividad del ser humano o que requieren ser preservadas y restauradas. Su protección consiste en garantizar la protección de su biodiversidad y servicios ecosistémicos a través de la implementación de una serie de estrategias y actividades en materia de conservación directa e indirecta entre las que se encuentran: la educación ambiental, la vigilancia, la prevención y combate de incendios, restauración.

C: ¿Cuáles son los objetivos de esas zonas protegidas y quién está a cargo de esa responsabilidad?

P: El establecimiento de las Áreas Naturales Protegidas tiene los siguientes objetivos:
I. Preservar los ambientes naturales representativos de las diferentes regiones biogeográficas y ecológicas y de los ecosistemas más frágiles, así como sus funciones, para asegurar el equilibrio y la continuidad de los procesos evolutivos y ecológicos;
II. Salvaguardar la diversidad genética de las especies silvestres de las que depende la continuidad evolutiva; así como asegurar la preservación y el aprovechamiento sustentable de la biodiversidad del territorio nacional, en particular preservar las especies que están en peligro de extinción, las amenazadas, las endémicas, las raras y las que se encuentran sujetas a protección especial;
III. Asegurar la preservación y el aprovechamiento sustentable de los ecosistemas, sus elementos, y sus funciones;
IV. Proporcionar un campo propicio para la investigación científica y el estudio de los ecosistemas y su equilibrio;
V. Generar, rescatar y divulgar conocimientos, prácticas y tecnologías, tradicionales o nuevas que permitan la preservación y el aprovechamiento sustentable de la biodiversidad del territorio nacional;
VI. Proteger poblados, vías de comunicación, instalaciones industriales y aprovechamientos agrícolas, mediante zonas forestales en montañas donde se originen torrentes; el ciclo hidrológico en cuencas, así como las demás que tiendan a la protección de elementos circundantes con los que se relacione ecológicamente el área; y
VII. Proteger los entornos naturales de zonas, monumentos y vestigios arqueológicos, históricos y artísticos, así como zonas turísticas, y otras áreas de importancia para la recreación, la cultura e identidad nacionales y de los pueblos indígenas.

En México las Áreas Naturales Protegidas de competencia federal están a cargo del gobierno Mexicano a través de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas.

C: ¿Estamos hablando de ecosistemas integrales?

P: Las Áreas Naturales Protegidas de México resguardan la gran diversidad de ecosistemas existentes en el país y así como la biodiversidad y servicios ecosistémicos asociados a estos destacando el habitad de una gran diversidad de especies que se encuentran en riesgo o peligro de extinción.

C: ¿Cuántas son las zonas protegidas en México y en que consisten sus particularidades y diferencias?

P: En México existen 536 Áreas Naturales Protegidas (40 Áreas de Protección de Flora y Fauna; 8 Áreas de Protección de Recursos Naturales; 5 Monumentos Naturales; 67 Parque Nacionales; 44 Reservas de la Biosfera; 18 Santuarios y 354 Áreas Destinadas Voluntariamente a la Conservación)

C: ¿Cuáles son los riesgos de la no protección de las zonas protegidas?

P: Los principales riesgos son la perdida de los servicios ecosistémicos que estas áreas generan y son fundamentales para nuestro desarrollo como sociedad, como es la provisión de agua, la regulación climática, la protección de cuencas, el mantenimiento de la biodiversidad, la generación de suelo y la provisión de alimento.

C: ¿Cuáles son las especificidades y especializaciones que implican las zonas protegidas en México?

P: En México existe una diversidad de categorías de Áreas Naturales Protegidas de competencia federal (40 Áreas de Protección de Flora y Fauna; 8 Áreas de Protección de Recursos Naturales; 5 Monumentos Naturales; 67 Parque Nacionales; 44 Reservas de la Biosfera; 18 Santuarios y 354 Áreas Destinadas Voluntariamente a la Conservación), cada una de las cuales busca cumplir un objetivo especifico.

C: En Estados Unidos y Canadá tenemos hermosos parques nacionales y áreas protegidas ¿qué visiones se comparten con la misma disciplina en México?

P: Existen similitudes con las Áreas Naturales Protegidas de Norteamérica, sin embargo el contexto social, económico, cultural y agrario de nuestros país hace que su gestión se realice de manera diferente.

C: ¿Contamos con recursos para proteger estás zonas, les prestamos el interés, el esfuerzo y atendemos su importancia?

P: En los últimos años el presupuesto para la protección de estas Áreas Naturales Protegidas ha ido disminuyendo, esto se debe al poco valor e importancia que aun le damos como sociedad y gobierno, sobre todo por el desconocimiento.

C: Áreas protegidas, comunidades y pueblos indígenas ¿y la tradición sagrada?

P: En México el respeto, reconocimiento y participación de las comunidades indígenas y campesinas es fundamental para lograr los objetivos de conservación de las mismas, buena parte de trabajo de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas también busca promover el desarrollo de las comunidades locales a través de la promoción y apoyo de proyectos productivos.

C: ¿Pueden ser las zonas protegidas autofinanciables o deben depender del Estado y por qué?

P: Las Áreas Naturales Protegidas pueden ser cofinanciables o incluso una buena parte hasta autofinanciables si se generan las inversiones necesarias para su gestión y se fortalecen los mecanismos de promoción, cobro y revolvencia de los recursos generados por las mismas.

C: ¿Qué tipo de perfiles de profesionales requieren las zonas protegidas y que nos puede decir de los procesos?

P: Una gestión efectiva de las áreas naturales protegidas requiere de la conformación de equipos multidisciplinarios, que permita atender las diferentes aristas que representa el manejo de un Área Natural Protegida.

C: ¿Cuál es la relación entre las comunidades locales?

P: Las Áreas Naturales Protegidas de México coexisten con las comunidades locales, ellas son actores fundamentales en su conservación, la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), facilita el papel activo de las comunidades en todas las actividades de vigilancia, monitoreo, restauración de las Áreas Naturales Protegidas de igual manera las comunidades desarrollan proyectos productivos asociados a la conservación como el ecoturismo, la apicultura, el aprovechamiento sustentable de los recursos maderables y no maderables lo que contribuye a la generación de ingresos y empleos para estas mismas comunidades.

C: ¿Cuáles con las amenazas?

Algunas de las principales amenazas a las Áreas Naturales Protegidas son el cambio de uso de suelo por la exposición de la frontera urbana y agropecuaria, los incendios forestales, las plagas forestales, la cacería furtiva y el cambio climático.

Artículos Relacionados